Potenciar la tarea gastronómica, la importancia de la informática en los restós

La facilidad de llegar a muchos lugares, crear, procesar, almacenar y difundir información y datos a través de la informática ha pasado todas las barreras imaginables, y la gastronomía no está exenta de dicho avance. 

Lejos de la primera concepción que se puede tener de lejanía entre ambas, ya que los restó a primera vista siguen siendo sitios donde se pide un plato y se consume manualmente, la cosa ha variado bastante en el último tiempo.

Los comensales viven experiencias y para cada uno significa una emoción distinta, no solo degustan comidas. 

El sector de gastronomía, de catering, escuelas de formación y hotelero ha entendido tanto esa importancia que suponen las nuevas tecnologías desde el comienzo del armado del plato hasta su degustación final (interna como externa), que evoluciona incorporando a la cocina moderna apps y software de gestión de reserva de mesas, de stocks y de pedidos, de mano de obra y jefes de cocina y de procesos de gestión, sin pasar por alto la utilidad de las redes sociales y las páginas de venta y blogs de recetarios, que suman posicionamiento de imagen y buena reputación y llegan a facilitar la tarea, agilizarla y hacerla más efectiva ante los clientes y personal.

Y para que toda esa tarea tenga éxito en la práctica, se necesita una computadora en condiciones que soporte esa área fundamental del trabajo diario en este rubro de tanta demanda.

No es menor; el uso continuo a lo largo de años, los problemas comunes de batería en notebooks y netbooks y la rotura de vidrios de pantalla y bisagras hacen necesarios más de una vez el paso del equipo portátil de trabajo por una casa de reparación de pc que se encargue de volver a ponerla en condiciones de uso.

Hoy en día la vida útil de una portátil tras el arreglo es amplia, por eso, en nuestra experiencia, y porque muchas veces precisamos volver a utilizarlas casi de inmediato, conviene contar con la asistencia de un servicio de confianza que resuelva el inconveniente en breve tiempo usando repuestos originales o de gran calidad, evitándonos así la compra de un nuevo equipo que no estaba previsto en el presupuesto y costos de la empresa, sumado a las demoras de llegada y acondicionamiento que ello conlleva.

Y decimos evitando, porque en el negocio gastronómico la falta de respuesta se computa como perdida, no hay tiempo que perder cuando el cliente hace su pedido por teléfono, reserva su mesa, consulta por un plato en especial o el propio chef necesita saber si hay un producto en particular del stock de la despensa, allí la practicidad es fundamental. 

Por eso ante una falla en el sistema informático es vital la reparación de las computadoras de trabajo para que la cadena de labores vuelva a funcionar en equilibrio.

Nuestro oasis para los turistas

En nuestros salones tenemos la suerte y el privilegio de conocer a gran cantidad de turistas nacionales e internacionales, que pasean por nuestra ciudad y nos confían anécdotas, impresiones y comentarios sobre sus experiencias diarias.

Así y casi sin querer nos convertimos en compañeros y cómplices de historias sobre la Ciudad Autónoma de Buenos Aires inspiradoras. Pero también, nuestro restaurante es una pequeña caja de resonancia de los principales temas que preocupan o motivan a los hombres o mujeres que deciden visitar esta bella urbe. Y por eso nos enteramos de algunas de sus preocupaciones o inquietudes más comunes. 

Uno de los temas más recurrentes en los últimos tiempos son las opciones de transfer a Ezeiza desde Capital Federal que resulten confiables, económicas y seguras. Esta necesidad -cada vez más evidente y demandada- está relacionada fundamentalmente con los problemas que se hacen cada vez más intensos y determinantes, relacionados con la gran cantidad de vehículos circulando por las calles y otros inconvenientes que ocasionan la interrupción del tránsito. Algo que si bien es desalentado por las políticas públicas continúa siendo un problema a resolver.

Como sucede en todo el mundo, la cantidad de gente que habita, transita y circula por Buenos Aires, así como la gran cantidad de autos y medios de transporte público aumentan diariamente y complican el paisaje y la movilidad de quienes tenemos que movilizarnos desde y hacia ella. 

Por supuesto que este trayecto no es el único por el que nos consultan, también nos suelen preguntar por opciones del traslado Aeroparque Ezeiza y las mejores alternativas disponibles para concretarlo. Sin embargo, la preocupación y la curiosidad acerca de la movilidad en la ciudad es la más notable. Sabemos que los cortes de calles, desvíos, arreglos y otras cuestiones que alteran la normalidad de los vecindarios no solo estorban y molestan a los habitantes de CABA, sino también a quienes ocasionalmente nos visitan, cuya principal razón es recorrer y pasear. 

En este sentido, podemos decir con mucho orgullo y satisfacción que logramos ofrecer un espacio de distensión, relax y armonía para nuestros clientes. Ya que nos hemos propuesto -por así decirlo- ser un oasis en el medio del ritmo vertiginoso de la metrópolis. Sabemos, gracias al reconocimiento y la recomendación de nuestros usuarios que hemos logrado este objetivo.

Un ambiente ameno, tranquilo y familiar nos distingue. Lo acompañamos con una suave música, que acompaña pero no invade, e iluminación cálida en un espacio amplio y limpio, en el que es posible alejarse por un rato de los ruidos y el frenesí externo.

Podemos asegurar que nos distinguimos por brindar a los comensales un espacio diferente, en el que el tiempo parece detenerse y la comida es mucho más que un alimento. Es también una buena excusa para hacer una pausa, conversar con amigos o colegas y dejar aunque sea por un rato, los ruidos y el vertiginoso ritmo de la Ciudad.   

Cuando los viajantes nos recomiendan suelen mencionar el ambiente tranquilo y ameno como uno de nuestros beneficios adicionales al excelente menú y atención que nos caracteriza. Somos además elegidos como el lugar de reuniones o eventos especiales corporativos. Las empresas saben que quienes nos visitan encontrarán en nuestros ambientes un marco diferente y agradable para conversar sobre planes y proyectos de negocios.

Cocina española: un recurso que no puede fallar en el sector gastronómico

La cocina española es parte de nuestra cultura, de nuestros sabores, a tal punto que no puede fallar en términos de recurso gastronómico para cualquier restaurante. Salvo casos regionales verdaderamente excepcionales, no hay platos españoles que no sean conocidos y apreciados por el paladar de los argentinos, y eso implica que su incorporación a nuestro menú difícilmente sea ineficaz.

Tomemos como ejemplo la carta de platos del Restaurante Lalín, que de hecho se especializa en la cocina española, y veremos que casi todos son parte de nuestros recursos culturales en términos gastronómicos. Sin embargo, esa familiaridad con nuestro paladar también exige un gran compromiso de parte del restaurante en función de la utilización de productos de primera calidad y procesos de preparación rigurosos.

La paradoja que esto presenta es, por un lado, bastante simple de subsanar: si un plato es conocido por el público probablemente se venta bien, pero esa frecuencia con nuestro paladar también implica que su preparación debe ser impecable, es decir, que no admita fisuras ni un exceso de creatividad, por llamarla de algún modo, algo que se ve seguido en restaurantes demasiado pretenciosos.

Claro que podemos experimentar con la incorporación de sabores y productos locales de estación, así también como con pequeñas variaciones, pero cuando el consumidor solicita un plato de la cocina española espera que sea reconocido por su paladar, y dentro de ese marco es donde deberíamos trabajar específicamente.

La cocina española funciona, y muy bien, a punto tal que es difícil encontrar un restaurante que no contemple alguno de sus principales platos, salgo aquellos que se dedican exclusivamente a la cocina étnica. En el siguiente enlace se pueden ver algunos ejemplos interesantes de los platos españoles con mayor arraigo entre los argentinos: https://restaurante-lalin.com.ar/restaurant-comida-espanola/.

Si este recurso es bien empleado por un restaurante, realmente no puede fallar. De hecho, cualquier fallo en este sentido es responsabilidad nuestra, habida cuenta de que aquí hablamos de un tipo de cocina que ya posee su tradición en la mesa de los argentinos. En este sentido, y lejos de actuar con demasiada confianza, debemos respetar los platos españoles típicos, sus procesos de preparación, y los productos principales que los conforman.

Recién entonces podemos jugar un poco con la imaginación y explorar con pequeñas adiciones y alternativas para darle nuestro toque personal. Incluso dentro del margen que nos permite un plato en particular, como la paella, hay mucho terreno para explorar sin que necesariamente debamos alterar algo que en sí mismo funciona a la perfección.

De manera tal que, para todos los que son parte del sector gastronómico, les recomendamos volver a visitar la cocina española desde una nueva óptica, una que respeta el pasado, la tradición, los sabores que también son parte de nuestra cultura como país, pero siempre desde el respeto que estos platos deberían producirnos como profesionales.

En la sencillez, en la economía de recursos sabiamente utilizados, está la esencia de la nueva cocina que se desarrolla en los mejores restaurantes, y eso generalmente implica una mirada respetuosa hacia el pasado.